La Reforma de Pensiones y sus Riesgos

0
3172

Existe una tendencia a citar modelos, estudios, estadísticas que alejan a los ciudadanos de la economía, porque se intenta explicar con una complejidad innecesaria la ciencia económica.

Lamenblemente los asesores económicos de todos los candidatos presidenciales caen en el mismo error, quizás les cuesta mucho salir del mundo académico y explicar en fácil algo sencillo.

Esto ha pasado con muchos temas y recientemente ocurrió con las pensiones, producto del proyecto ley de aumento en la cotización de las pensiones con cargo al empleador. El cuál deberá aportar un 5 % a las pensiones de sus trabajadores, de las cuáles un 3% irá a las cuentas individuales y el otro 2% a un fondo solidario o colectivo administrado por un organismo estatal.

Y entonces ahí comienza un eterno debate académico y político entre economistas de Chilevamos, donde consideran qué todo el aumento debe ir a capitalización individual y los economistas de la Nueva Mayoría qué replican a favor del 2% de ahorro colectivo, hablan de modelos, beneficios futuros, proyecciones, citan otros países, pero dejaron de lado lo más importante, qué es explicar a las personas que podría pasar con este proyecto de ley. O porque una opción es la mejor y la otra no.

El tema es muy sencillo, La economía no es el estudio de cuerpos celestiales, ni física cuántica, nada de eso. En mi opinión tiene mucho que ver con incentivos, comportamientos sociales, expectativas, sentido común y acción humana.

Existe el problema económico, la escaces,  ya que nuestras necesidades son infinitas y los recursos son limitados. Si hubiera de todo, para todos todo el tiempo no habría necesidad de estudiar economía, hablar de asignación de recursos y despilfarro sería innecesario. El drama es la existencia de escaces.

Lo que pasará con el aumento de la cotización a cargo del empleador, es que usted le costará más dinero a su empleador. Por tanto se genera un desincentivo a contratar a más personas y también es una mala señal qué no beneficia en nada para aumentos salariales, porque ahora es más alto el costo del trabajador y no es más productivo.

Entonces si lo vemos a nivel agregado es decir considerando a todos los empleadores de la economía se está generando un desincentivo a contratar más trabajadores, por tanto es algo de sentido común que va a reducir el “empleo formal” con contrato y se reducirán los salarios. Producto del aumento de las cotizaciones por parte sólo del empleador.

Lo mismo pasaría por ejemplo con la coca- cola, si está sube de precio sin aumentar sus atributos(productividad), usted va a consumir menos o la reemplazará por una más económica. Por burdo que parezca la comparación el resultado será el mismo en el empleo formal. No es necesario un modelo matemático, estadístico o econométrico para explicar esto.

Y como sube el costo por cada trabajador, se considera un impuesto al trabajo formal, dado que fijar un impuesto sube el precio de cualquier bien o servicio. Es un desincentivo para los empleadores.

Cómo claramente se producirá un costo asociado al trabajador, él va a querer lógicamente qué todo el beneficio vaya sólo en beneficio propio, es decir a su cuenta individual, ya qué el asumirá todo el costo.

Por otro lado el Gobierno plantea que el trabajador reciba sólo una parte del beneficio y otra vaya a un fondo solidario.

Pero volvamos al ejemplo de la coca-cola para entender mejor, si sube el precio de la coca-cola y uno debe pagarlo por ley, claramente uno querrá quedarse con la totalidad de la coca-cola y no entregar un vaso a un fondo solidario o colectivo. Es de sentido común. ¿ Quién va a querer asumir todo el costo y una parte del beneficio?

El drama es que el empleo no es una coca-cola, es el factor productivo por excelencia, ningún bien o servicio se puede producir sin trabajadores. Y es necesario cuidar el trabajo y oponerse a cualquier política pública que atente contra la generación de empleo, sobre todo formal.

Es evidente que existe una demanda creciente por mayores pensiones pero no parece positivo poner en riesgo trabajo formal, ya que una persona desempleada impone 0% y así comienzan las famosas lagunas.

Llama la atención y es más cuestionable  hacer este tipo de políticas públicas cuando el país tiene serios problemas en la generación de empleo y el país crece poco.

No me preocupan las grandes empresas, me preocupan las pymes que generan el 80% del empleo a nivel nacional y han tenido 4 años muy complejos.

José Francisco Cuevas Vila
Ingeniero Comercial UNAB
Máster en Economía UNAB-IEDE
C Máster en Economía política SMC University